John Broadwood de 1805. Un piano con una historia mágica

Este piano comenzamos a restaurarlo lentamente a principios del año 2015 y finalmente dimos por concluida su restauración a mediados del año 2020. 

Se trata de un piano John Broadwood de 1805 del cual por su mecanismo y diseño nos hacen descubrir una sorprendente historia. 

Para empezar por su número de serie y consultando el Atlas del piano nos indica que solamente se fabricaron dos pianos únicamente de este modelo. Lo cual nos indica que es un modelo muy especial o un prototipo. Nos inclinamos hacia la idea de que es un modelo especial para una persona en especial.

¿Para quién se hizo este piano?

Pues muy probablemente se tratara de un diseño para un pianista, ya que en todos los forte pianos de mesa (Square pianos). 

La ebanistería de estos pianos se hacía siempre enfocada a que el piano fuera pegado contra la pared, es decir, la parte posterior del piano núnca se barnizaba ya que no se veía. Solamente se hacían los laterales y el frente.

Sin embargo, en este piano se hizo la ebanistería de todos los laterales incluyendo el fondo. Muy probablemente se hizo para dar conciertos. Así los asistentes al concierto podrían disfrutar de una estética completa del piano. 

A nosotros nos gusta soñar, pero si alguien estaba patrocinado en aquella época, por esta marca era Ludwig van Beethoven. Así que muy probablemente perteneciera o por lo menos tocara en algún concierto Beethoven.